TEMAS DE INTERÉS:

Inserta tu email y recibe la Newsletter

  • Onbile



  • Categorías

    RECIENTES

    ¿ QUE BUSCAS SOBRE EL TEMA DE RECICLAJE ?
    Búsqueda personalizada

    Páginas

    Archivos

    Who's Online

    Recommend

    Vota por este artículo Este artículo ha sido leido 1.216 veces

    En España la ley actual multa con sanción económica el abandono de vehículos en la vía pública, por lo que darlo de baja es una obligación.

    Comparte este artículo

    Los envases, al contenedor amarillo; papel y cartón, al azul; vidrios, al verde; pero… ¿y un coche? El artículo 3, apartado e) del Real Decreto 1383/2002 regula la gestión de los vehículos al final de su vida útil. Según este artículo, el usuario, una vez ha decidido deshacerse de su vehículo, es responsable de entregarlo en un centro autorizado de tratamiento, el equivalente a los coloristas contenedores de residuos en el que dejar nuestro coche.

    ara analizar los problemas que afectan al tratamiento de vehículos al final de su vida útil,se crea en 2002 la Asociación Española para el tratamiento medioambiental de los vehículos fuera de uso (Sigrauto). Se forma mediante un acuerdo entre asociaciones que representan a los principales sectores involucrados en la cadena de tratamiento de los vehículos al final de su existencia. Fabricantes e importadores, fragmentadores y desguaces de automóviles, analizan los problemas que afectan al tratamiento de los vehículos y buscan las soluciones más adecuadas para tratar de proporcionar a sus asociados los instrumentos necesarios para que puedan cumplir sus nuevas obligaciones medioambientales relacionadas con dicho tratamiento.

    Veamos de dónde sale ese 87% del peso del vehículo recuperado. Por un lado, lo que lo envuelve, es decir la chapa. Aceros y metales como el aluminio, o el zinc, permiten un 75% de reciclaje para fundiciones, aunque no tienen aprovechamiento energético. Los líquidos como el o el líquido de frenos, así como el aceite, tampoco se pueden aprovechar para producir energía, se reciclan en un 1%.

    Los neumáticos y otras piezas fabricadas con cauchos, pueden ser recicladas en un 4%. En cuanto a los plásticos, se dividen en categorías. Unos son reciclados entre un 3,3 y un 5%, mientras que los otros son utilizados para la producción de energía (de un 7 a un 9%). Mal porcentaje de reciclado presenta también el vidrio (un escaso 3,5%), además de que tampoco puede generar energía. Tapicerías, papeles o cartón son aprovechados energéticamente en poco más de un 1%, siendo arrojado el resto a vertederos. Lo mismo sucede con materiales y piezas como las zapatas de freno o los filtros de aceite.

    La conclusión es que, de un vehículo, se aprovecha de un 10 a un 12% para producir energía y de un 88 a un 90% se recicla en otros materiales. El porcentaje de reciclabilidad de los plásticos varía entre los diferentes modelos de vehículos. Cuanto más moderna sea la fecha de fabricación del vehículo, más y mejor se pueden aprovechar sus piezas. Para reciclar un vehículo hay que llevarlo a un centro autorizado, donde tratarán cada material como es debido sin que el reciclado en sí produzca agentes contaminantes.

    SRR, Salón de la Recuperación y el Reciclado, organizado por IFEMA y promovido por FER (Federación Española de la Recuperación) y AEDRA, (Asociación Española del Desguace y Reciclaje del Automóvil) se consolida en su segunda edición como el punto de encuentro profesional para el sector de la recuperación y el reciclado, el entorno industrial sujeto a exigencias medioambientales, y los proveedores de equipos, tecnologías y servicios en este ámbito.

    Related Posts with Thumbnails

    Regresar a la página PRINCIPAL

    Featuring Recent Posts WordPress Widget development by YD